Entradas

son-deducibles-las-comidas-y-cestas-de-navidad

¿SON DEDUCIBLES LAS COMIDAS Y CESTAS DE NAVIDAD?

Se aproxima la Navidad y probablemente ya esté organizando la comida o cena navideña con el personal de su empresa, al igual que puede que esté pensando en regalar a sus clientes o empleados, la común cesta de Navidad, como muestra de fidelización e implicación con su empresa. 

En este caso, es común hacerse preguntas como, ¿puedo considerar como gasto deducible de la actividad las Cestas de Navidad para los empleados? Y el IVA, ¿me lo puedo deducir?

¿LE INTERESA SABER SI LAS COMIDAS NAVIDEÑAS Y LAS CESTAS DE NAVIDAD SON DEDUCIBLES? Siga leyendo…

Deducible a efectos del Impuesto sobre Sociedades o el IRPF

En primer lugar, recordamos que, para que un gasto sea deducible en el Impuesto sobre Sociedades, en el caso de que se trate de una sociedad mercantil, o en el Impuesto sobre la Renta (método de estimación directa), si estamos ante una persona física, se deben dan una serie de requisitos:

  • Justificación: El gasto debe estar justificado generalmente mediante el correspondiente documento o factura. 
  • Contabilización: El gasto debe estar registrado en la contabilidad de la empresa o en los libros registro correspondientes.
  • Imputación: se debe registrar en el ejercicio que se devengó. Cuando el gasto no se registre en el ejercicio de devengo, para imputarlo al ejercicio de contabilización debe cumplir una serie de requisitos.
  • Correlación con los ingresos: la deducibilidad de los gastos está condicionada por el principio de correlación entre ingresos y gastos, es decir, que para que los gastos sean deducibles deben ser necesarios para la obtención de ingresos. 

Además, la Ley 27/2014 del Impuesto sobre Sociedades, en su artículo 15, contempla una serie de gastos que no son fiscalmente deducibles, entre los que incluye en la letra e) los donativos y liberalidades. 

No obstante, la propia normativa no considera donativos y liberalidades, por lo que si serían fiscalmente deducibles:

los gastos por atenciones a clientes o proveedores ni los que con arreglo a los usos y costumbres se efectúen con respecto al personal de la empresa ni los realizados para promocionar, directa o indirectamente, la venta de bienes y prestación de servicios, ni los que se hallen correlacionados con los ingresos”.

Ver también

Por tanto, para que la comida o cena de Navidad con el personal de su empresa sea un gasto fiscalmente deducible, ademas de cumplir los requisitos generales indicados anteriormente para cualquier gasto de la actividad, deben formar parte de los usos y costumbres de la empresa con respecto a su personal. En cualquier caso, habrá que justificar el gasto y su naturaleza, así como su adecuación a los usos y costumbres. Recordemos, que la carga de la prueba recae sobre quien hace valer su derecho.

En cuanto a las cestas de Navidad entregadas a sus clientes como muestra de atención o para promocionar, directa o indirectamente, la venta de bienes y prestación de servicios, no se considera una liberalidad por lo que sería igualmente un gasto deducible, siempre que cumpla los requisitos anteriores de inscripción contable, devengo, correlación entre ingresis y gastos y justificación documental. 

No obstante, hay que tener en cuenta que estos gastos por atenciones a clientes o proveedores serán deducibles con el límite del 1% del importe neto de la cifra de negocios del período impositivo en que se produzcan. 

Deducible a efectos del Impuesto sobre el Valor Añadido

En el caso del Impuesto sobre el Valor Añadido, el criterio es diferente, ya que el artículo 96 de la LIVA establece que:

“Artículo 96 Exclusiones y restricciones del derecho a deducir 

Uno. No podrán ser objeto de deducción, en ninguna proporción, las cuotas soportadas como consecuencia de la adquisición, incluso por autoconsumo, importación, arrendamiento, transformación, reparación, mantenimiento o utilización de los bienes y servicios que se indican a continuación y de los bienes y servicios accesorios o complementarios a los mismos:

5.º Los bienes o servicios destinados a atenciones a clientes, asalariados o a terceras personas.

No tendrán esta consideración:

a) Las muestras gratuitas y los objetos publicitarios de escaso valor definidos en el artículo 7, números 2.º y 4.º de esta Ley.”

Esta normativa exceptúa de la exclusión de deducción, las muestras y objetos publicitarios de escaso valor, es decir, objetos publicitarios que contengan de forma visible el nombre del empresario o profesional que comercialice los bienes que entrega, siempre que el valor entregado a un mismo destinatario durante el año natural no exceda de 200 euros. 

Le interesa

Por aplicación de la normativa indicada anteriormente, y basándonos en Consultas Vinculantes emitidas por la Dirección General de Tributos (véase V3818-15), las cuotas de IVA soportadas en la adquisición de cestas de navidad o en la comida de empresa celebrada con los empleados, no serían fiscalmente deducibles, por tratarse de bienes o servicios adquiridos para destinarlos a atenciones a asalariados.

EN RESUMEN

Por tanto, resumiendo todo lo indicado anteriormente: 

  • Si en su empresa tienen como costumbre celebrar una comida o cena de Navidad con sus empleados, el gasto soportado será deducible, siempre que cuente con los justificantes necesarios y se cumplan los requisitos de registro, devengo y correlacion de ingresos y gastos. Por el contrario, las cuotas soportadas de IVA, no serán fiscalmente deducibles.
  • Si los usos habituales en su empresa son obsequiar a su personal o clientes con una cesta de Navidad que adquiere para ello, igualmente el gasto será deducible porque responde a las costumbres de la entidad, siempre que cumpla el resto de requisitos mencionados. Las cuotas soportadas de IVA no serán deducibles y la entrega de las mismas no estará sujeta al impuesto.

Si tiene alguna duda al respecto o necesita cualquier tipo de asesoramiento para su actividad, ya sea de tipo fiscal, contable o laboral, o se está planteando emprender un nuevo proyecto empresarial, en ASELEC contamos con un amplio equipo de Economistas y Abogados que le ayudarán a resolver todas sus cuestiones. 

Recuerde, Aselec, Asesoría y Abogados se creó con la idea de satisfacer sus necesidades de asesoramiento empresarial y legal y siempre estamos conectados a sus objetivos.

 

Marga Velasco

Economista

Dpto. Fiscal – Contable

Aselec, asesoría y abogados

 

Foto: sadival.com
ventajas-contratar-personas-discapacidad

VENTAJAS DE CONTRATAR PERSONAS CON DISCAPACIDAD

La contratación de personas con discapacidad conlleva una serie de ventajas para las empresas, tanto económicas como sociales. Tomar conciencia de esta realidad, ha derivado en un notable incremento de su contratación en los últimos tres años.

Sin embargo, este aumento sigue siendo insuficiente ya que sólo tiene trabajo (o está en su búsqueda) el 36% de este colectivo. Con el objetivo de aumentar la tasa de actividad este colectivo y favorecer así su integración social y laboral, existen una serie de ventajas económicas de las que se pueden beneficiar las empresas al contratar trabajadores con discapacidad.

Los requisitos que debe reunir el trabajador con discapacidad son, entre otras:

  • Discapacidad igual o superior al 33% reconocido como tal por el Organismo correspondiente, normalmente dependiente de las Comunidades Autónomas.
  • Estar inscrito en el Servicio Público de Empleo.
  • No puede haber tenido un vínculo con la empresa en los 24 meses anteriores por un contrato similar

La contratación de personas con discapacidad ES UNA APUESTA RENTABLE para la empresa, ya que proporciona bonificaciones a la cuota de la Seguridad Social, beneficios fiscales y subvenciones.
Bonificaciones a la contratación:
Las bonificaciones en la cuota de Seguridad Social van desde los 3500€ anuales y pueden ascender hasta más de 6000€, dependiendo del grado de discapacidad, sexo y edad del trabajador, además del tipo de contrato y jornada laboral.
El contrato que se realice puede ser temporal o indefinido.
Contratos temporales
En el caso de contrato temporal, la duración ha de ser entre doce meses y tres años. Las prórrogas nunca podrán ser de duración inferior a doce meses.
Si el contrato se celebra a tiempo completo, la empresa tendrá derecho a las siguientes bonificaciones:
Trabajadores sin discapacidad severa:

Hombres

Mujeres

Menores de 45 años

3500€/año

4100€/año

Mayores de 45 años

4100€/año

4700€/año

Trabajadores con discapacidad severa:

Hombres

Mujeres

Menores de 45 años

4100€/año

4700€/año

Mayores de 45 años

4700€/año

5300€/año

Contratos indefinidos
Si el contrato se celebra a tiempo completo, la empresa tendrá derecho a las siguientes bonificaciones:
Trabajadores sin discapacidad severa:

Hombres

Mujeres

Menores de 45 años

   4500€/año

5350€/año

Mayores de 45 años

   5700€/año

5700€/año

Trabajadores con discapacidad severa:

Hombres

Mujeres

Menores de 45 años

5100€/año

5950€/año

Mayores de 45 años

6300€/año

6300€/año

Otros incentivos:

  • Subvención de 3.907€ por cada contrato celebrado a tiempo completo (se reducirá proporcionalmente si se contrata a tiempo parcial).
  • Deducción del Impuesto de Sociedades de 9.000€ en la cuota íntegra por cada persona contratada.
  • Subvención de hasta 901,52€ para la adaptación del puesto de trabajo y la eliminación de barreras arquitectónicas para el discapacitado.

 

Por último, recordar que la integración laboral de personas con discapacidad es sin duda, rentable para una empresa en términos económicos, pero también lo es como muestra de su compromiso activo con la sociedad. Al tomar esta decisión su empresa está dando a conocer sus valores de respeto, diversidad y meritocracia.
Emilia Espin
Dpto.Laboral-Jurídico
Aselec consltores, s.l.p.

empleados-hogar- cambios-2017-3

EMPLEADOS DEL HOGAR: ¿CÓMO FUNCIONA? ¿CUÁLES SON LAS BASES DE COTIZACIÓN PARA 2017?

Si deseamos estar al corriente con nuestras obligaciones legales frente a la Seguridad Social y contar con la empleada trabajando de forma legal en nuestro domicilio, deberemos estar al corriente de la legislación aplicable a su contratación. Dar de alta a la empleada es un proceso rápido, seguro y con plenas garantías por el estado Español.

La obligación del alta y de la cotización corresponde siempre al empleador. No obstante y desde el 1 de abril de 2013, los trabajadores que presten servicios durante menos de 60 horas mensuales podrán tramitar directamente su alta y cotización, cuando así lo acuerden con sus empleadores. En todo caso, las solicitudes de alta, baja y variaciones deberán ir firmadas por sus empleadores. En el caso de que el trabajador preste servicio en varios hogares corresponde a cada uno de los distintos empleadores.

Cotizaciones a la Seguridad Social:

Las bases de cotización por contingencias comunes para el año 2017, se determinan según la siguiente escala, en función de la retribución percibida por los empleados de hogar:

Tramo

Retribución mensual

euros/mes

Base de cotización

euros/mes

1.º

Hasta 188,61

161,29

2.º

Desde 188,62 hasta 294,60

266,84

3.º

Desde 294,61 hasta 400,80

372,39

4.º

Desde 400,81 hasta 506,80

477,96

5.º

Desde 506,81 hasta 612,90

583,52

6.º

Desde 612,91 hasta 718,20

689,09

7.º

Desde 718,21 hasta 825,65

825,60

8.º

Desde 825,66

862,44

Incentivos en la cotización

Existen además, para el año 2017, incentivos a la contratación que consisten una reducción del 20% de la aportación empresarial a la cotización a la Seguridad Social por contingencias comunes. Serán beneficiarios de la citada reducción los empleadores que hayan contratado, bajo cualquier modalidad contractual, y dado de alta en el Régimen General a un empleado de hogar a partir del 1 de enero de 2012, siempre y cuando el empleado no hubiera figurado en alta en el Régimen Especial de Empleados de Hogar a tiempo completo, para el mismo empleador, dentro del período comprendido entre el 2 de agosto y el 31 de diciembre de 2011.

Esta reducción de cuotas se ampliará con una bonificación hasta llegar al 45 por ciento para familias numerosas siempre que los empleados de hogar presten servicios que consistan exclusivamente en el cuidado o atención de los miembros de dicha familia numerosa o de quienes convivan en el domicilio de la misma, y que los dos ascendientes o el ascendiente, en caso de familia monoparental, ejerza una actividad profesional por cuenta ajena o propia fuera del hogar o estén incapacitados para trabajar.

Cuando la familia numerosa sea de categoría especial no será necesario que los dos progenitores desarrollen cualquier actividad retribuida fuera del hogar.
Solo se reconocerá esta bonificación a un solo cuidador por unidad familiar.
En el caso de los trabajadores que presten sus servicios menos de 60 horas mensuales por empleador y hayan asumido el cumplimiento de las obligaciones en materia de encuadramiento, cotización y recaudación, quedarán excluidos de los beneficios de estos incentivos.

Acción Protectora

En cuanto a la Acción Protectora, tendrán los mismos derechos y prestaciones que los establecidos para los trabajadores en Régimen General, con la excepción de que, en caso de enfermedad común, el subsidio se abonará desde el noveno día y que no tienen derecho a prestación por desempleo.

En cuanto a las retribuciones, se garantiza, como mínimo, el Salario Mínimo Interprofesional en cómputo anual. Dicho salario se refiere a la jornada completa, percibiéndose a prorrata si se realiza una jornada inferior.

Emilia Espín
Dpto. Laboral-Jurídico
aselec consultores, s.l.p.